Legisladores de Carolina del Sur pretenden volver al patron oro

El Estado norteamericano de Carolina del Sur podría convertirse en la primera región de Estados Unidos en emitir su propia divisa. El representante del Senado local, Lee Bright, presentó un proyecto de ley para la creación de nuevas monedas de oro o de plata que servirían como alternativa a la divisa emitida por el Sistema de Reserva Federal de EE. UU.

Según el senador, la idea está orientada a proteger la estabilidad financiera ante la desvalorización del dólar. “La gente va perdiendo la confianza en el dólar, y tenemos que ofrecerle una variante más”, asegura Bright. “La hiperinflación está llevando a la Reserva Federal a un irremediable fin y nosotros estamos obligados a proteger a los ciudadanos”, agrega.

El legislador destaca que constitucionalmente la creación de una divisa propia en un estado es posible. Además alega a la Corte Suprema de EE. UU., que autoriza a cada estado a introducir monedas propias en sus territorios para realizar actividades ejecutivas independientes.

Si la iniciativa del senador Bright prospera, Carolina del Sur será el primer estado en recrear en el país una divisa equiparable al oro, tal y como era antes de los años 60 del siglo XX, cuando la inflación hizo imposible la convertibilidad del dólar en oro. En aquel momento el precio de mercado de una onza de oro superó considerablemente el coste determinado por el Gobierno, lo que motivó en el año 1971 al entonces presidente estadounidense Richard Nixon a suspender la obligación de canjear por cada 35 dólares una onza de oro a los gobiernos y bancos centrales extranjeros. En el año 1976 se suspendió definitivamente la convertibilidad del dólar en oro y se decidió la libre flotación de las divisas, aunque el dólar siguió posicionándose como divisa internacional.

La propuesta de Lee Bright prácticamente está orientada a recrear en la economía estadounidense una divisa con un valor equivalente al del oro. La idea del senador ya se ha ganado simpatizantes en otros estados: los legisladores de Virginia, Georgia y Missouri han apoyado el proyecto.

Ron Paul gana el sondeo presidencial en CPAC – Una vez más

Por segundo año consecutivo, Ron Paul ganó el sondeo de las elecciones presidenciales en laConferencia de Acción Política Conservadora anual , ganando un 30 por ciento de los votos.

. El congresista de Texas, conocido por sus puntos de vista libertario, se postuló para presidente en 2008 pero nunca fue un serio contendiente para la nominación del Partido Republicano.

. El ex gobernador de Massachusetts Mitt Romney, un candidato del Partido Republicano 2008, que se esperaba acompetir de nuevo, quedó en segundo lugar con 23 por ciento de los votos.  Romney ganó los últimos tres  sondeos presidencial antes de que Paul rompiera  su racha del año pasado.

Muchos asistentes a la convención abuchearon cuando se anunciaron los resultados, pero los partidarios Paul los ahogaron con gritos de “Ron Paul, Paul! Ron! Ron Paul!”

Las consecutivas victorias de Paaul en el sondeo han frustrado muchos fieles republicanos que prefieren ver a un competidor más creíble para  ganar. Un funcionario de la CPAC dijo a Fox News que la gran historia no es que  Paul ganara de nuevo, sino más bien la segunda posicion final de Roomey.

El ex gobernador de Nuevo México, Gary Johnson y el  gobernador de Nueva Jersey Chris Christie quedaron en un distante tercer lugar con un 6 por ciento de los votos, seguido por el ex presidente de la Cámara Newt Gingrich, con un 5 por ciento.

El ex gobernador de Minnesota, Tim Pawlenty, la   representante de Minnesota Michele Bachmann  y el gobernador de Indiana Mitch Daniels, todos recibieron un 4 por ciento. La ex gobernadora de Alaska Sarah Palin tiene un 3 por ciento.  El empresario Herman Cain, el ex senador de Pennsylvania Rick Santorum,  y el  el senador de Dakota del Sur, John Thune han obtenido  un 2 por ciento. El ex embajador de EE.UU. Jon Huntsman y el gobernador de Mississippi, Haley Barbour, terminaron con un 1 por ciento.

 

Lo que dijo John Adams y no quiere oír Ruiz Soroa (II)

http://aberriberri.com/2011/02/11/lo-que-dijo-john-adams-y-no-quiere-oir-ruiz-soroa-ii/

 

Iñigo Lizari, Imanol Lizarralde, Ion Gaztañaga

Con los razonamientos observados en el capítulo anterior, vemos que hay furibundos nacionalistas españoles que no son capaces de aceptar que los nacionalismos de Estado no se pueden permitir en el siglo XXI ciertas cosas que se han permitido en el siglo XIX ni deberían de dar lecciones de cómo se alcanza la libertad y la prosperidad. Sobre todo, si su nacionalismo se reviste de “constitucionalismo”, el decoro exige que acepten que el primer constitucionalismo español nacido en 1812, donde por primera vez se habla de nación española y de ciudadanía española, reconoce en su discurso preliminar que los únicos lugares en donde existían verdaderas constituciones y libertades eran en “las felices provincias vascongadas y Navarra” donde siempre se había logrado poner freno a los abusos del poder.

Esta visión no se contradice en absoluto con la visión de John Adams, que además de clasificar a Bizkaia como una República Democrática, hace tres críticas importantes a tener en cuenta por todos nosotros: la elitización de los representantes institucionales, la falta de innovación suficiente de sus leyes en los últimos tiempos y la constatación de que el modelo es un caso local derivado de las especiales situaciones en las que viven los vascos y no es un modelo exportable a otros países.

Ruiz Soroa basa su artículo en la tergiversación de la primera crítica, y si realmente al autor le preocupara la elitización del Constitucionalismo Foral de Bizkaia de 1780 debería constatar que es una limitación que afectaba al sufragio pasivo, es decir a la condición de ser elegido o electo, y no al sufragio activo, es decir a la condición de ser elector o votante (que era universal si bien la universalidad se limitada a un voto por familia o foguera y no por ciudadano). Y su preocupación debiera ser aún mayor si revisara el Constitucionalismo Soberanista Español con el que se adentro el Reino de España en pleno siglo XX, 100 años después de la visita de Adams a Bizkaia: en la Constitución de 1876 (que estuvo vigente hasta 1923) y con la que se laminó toda la foralidad, el Senado era una cámara, que además del Rey, podía bloquear cualquier iniciativa legislativa y condenarla a no poder ser presentada hasta la siguiente legislatura.

Semejante capacidad de veto no parece preocuparle a Ruiz Soroa, aunque la constitución española de la época establecía los siguientes requisitos para ser senador:

Art. 21. Son Senadores por derecho propio: Los hijos del Rey y del sucesor inmediato de la Corona, que hayan llegado a la mayoría de edad. Los grandes de España que lo fueren por sí, que no sean súbditos de otra Potencia y acrediten tener la renta anual de 60.000 pesetas, procedente de bienes propios, inmuebles, o de derechos que gocen la misma consideración legal. Los Capitanes generales del Ejército y el Almirante de la Armada. El Patriarca de las Indias y los Arzobispos. El Presidente del Consejo de Estado, el del Tribunal Supremo, el del Tribunal de Cuentas del Reino, el del Consejo Supremo de la Guerra, el de la Armada, después de dos años de ejercicio.

Art. 22. Sólo podrán ser Senadores por nombramiento del Rey o por elección de las Corporaciones del Estado y mayores contribuyentes, los españoles que pertenezcan o hayan pertenecido a una de las siguientes clases: Primero: Presidente del Senado o del Congreso de los Diputados. Segundo: Diputados que hayan pertenecido a tres Congresos diferentes o que hayan ejercido la Diputación durante ocho legislaturas. Tercero: Ministros de la Corona. Cuarto: Obispos. Quinto: Grandes de España. Sexto: Tenientes generales del Ejército y Vicealmirantes de la Armada, después de dos años de su nombramiento. Séptimo: Embajadores, después de dos años de servicio efectivo, y ministros plenipotenciarios después de cuatro. Octavo: Consejeros de Estado, fiscal del mismo Cuerpo, y ministros y fiscales del Tribunal Supremo y del de Cuentas del Reino, consejeros del Supremo de la Guerra y de la Armada, y decano del Tribunal de las Ordenes Militares, después de dos años de ejercicio.

Esta “democracia” española de un siglo después de Adams se puede resumir diciendo que aunque fuera cierto (que no lo es) que sólo un 0,1% de la población de Bizkaia pudiera ser elegible, la población española que estaría en condiciones de acceder al Senado un siglo después (que como hemos dicho tenia derecho de veto respecto de las iniciativas acordadas por el Congreso) estaría en menos el 0,01%. Observamos además, la ausencia de incompatibilidades (por ejemplo entre lo religioso y lo político), algo que no ocurría en el caso vizcaíno, celoso de proteger la incompatibilidad de los clérigos a sentarse en Juntas por la estricta separación entre iglesia y estado que se impusieron desde siempre las Juntas Generales. Además, de esta incompatibilidad, existían algunas otras como la de ser abogado, por considerar que estaban acostumbrados a un Derecho ajeno a los principios del derecho de Bizkaia y por ser proclives a utilizar artes tendente a la confusión. Un sistema de incompatibilidades y buen gobierno cuyo resultado era muy positivo en palabras de Adams:

Muchos escritores atribuyen su floreciente comercia a su situación, pero ésta no es mejor que la de Ferrol o Coruña, la ventaja es más probable que sea por su Libertad. Cabalgando este pequeño territorio, creerías estar en Connecticut; en lugar de cabañas miserables, construidas con barro, y cubiertas de paja, puedes observar el país lleno de grandes y espaciosas casas y graneros; las tierras bien cultivadas; y ricos y alegres pequeños propietarios. Los caminos, tan peligrosos e infranqueables en la mayoría de otras partes de España, son aquí muy buenos, y se han realizado con una gran cantidad de mano de obra.

La segunda crítica que observa Adams, es la falta de innovación de las leyes vizcaínas en los últimos tiempos. Sin embargo es probable que las razones que da Adams en su carta no gusten tampoco a los pedagogos ciudadanos como Ruiz Soroa:

Su disposición a la división, tan evidente en todos los gobiernos democráticos, aunque atemperados con poderes aristocráticos y monárquicos, se ha mostrado en la separación con Gipuzkoa y Araba ; y lo único que lo preserva de otras divisiones, ha sido el miedo a sus vecinos. Siempre han sabido, que tan pronto como cayeran en facciones, o intentaran innovaciones, la Corte de España se interpondría, y les prescribiría un gobierno con el que no estarían a gusto.

La falta de innovación en los últimos tiempos por parte de la Constitución de Bizkaia es por tanto la posibilidad de que la Monarquía española quisiera modificarlas a su antojo, cosa que ocurrió con la venida de la Constitución de Bayona y la de Cádiz, donde se pretendía modificar unilateralmente la foralidad. Este problema de innovación la intentaban paliar los vascos haciendo referencia a “usos y costumbres”, como lo hicieron cuando quisieron institucionalizar, el siglo siguiente, las Conferencias entre Diputaciones mediante sanción real: argumentaron que se venían reuniendo desde “tiempos inmemoriales” y que por lo tanto, no había problema en obtener autorización oficial e institucionalización por algo que siempre se había hecho.

Estas peculiaridades y limitaciones hacen que John Adams, aún admirando la democracia vizcaína, no vea en ella un modelo exportable para los Estados Unidos:

Aunque vemos aquí en el Gobierno general, en la de cada ciudad y merindad, las tres ramas del poder (…); sin embargo, si fueran tan democráticas como piensan algunos, no podríamos inferir, desde el ejemplo de esta pequeña multitud sobre unas pocas e impracticables montañas, en un círculo de diez leguas de diámetro, la utilidad o practicabilidad de este tipo de gobierno en cualquier otro país.

Una peculiaridad que a pesar de los pesares, es una democracia ejemplar de su época, digna de elogio de los más ilustres pensadores, como así lo hizo constar uno de los padres de la sociología científica moderna, el francés Frédéric Le Play, un siglo después de la visita de Adams, en 1871, en su obra “L´Organisation de la famille”:

“Después de estudiar las leyes de Europa, encuentro que a las Leyes Forales Vascas por encima de las leyes de Suiza, también con el apoyo de sus siglos de existencia. Por sus virtudes, su unión y sobre todo las libertades locales que disfrutan, los vascos nos brindan un ejemplo que uno apenas sabe cómo alabar lo suficiente, del mantenimiento de su lealtad a la mejor constitución social en Europa”

Lo que dijo John Adams y no quiere oír Ruiz Soroa (I)

http://aberriberri.com/2011/02/10/lo-que-dijo-john-adams-y-no-quiere-oir-ruiz-soroa-i/#comment-27985

Iñigo Lizari, Imanol Lizarralde, Ion Gaztañaga

Dice el articulista José María Ruiz Soroa (“Qué dijo John Adams”) que “en nuestro país se lee poco. Y cuando se lee, se tiende a entender lo que uno quiere y no lo que el escritor realmente ha dicho”. Lo cierto es que en psicología y al parecer, también en los articulistas de la “pedagogía ciudadana”, son corrientes los casos en los que el paciente proyecta sus propias acciones y deseos sobre un enemigo imaginario, al que transfiere la responsabilidad de su propia ejecutoria. José María Ruiz Soroa actúa siguiendo esta manera en un doble sentido: negando, en su análisis, la literalidad de las palabras de John Adams; y negando también la sistemática que usa John Adams para encuadrar sus palabras. Siguiendo este transferencia al enemigo imaginario Ruíz Soroa afirmaba que:

“Llevados por su entusiasmo, algunos llegan a afirmar que John Adams definió a Vizcaya como una democracia, una de las pocas que se conservaban en Europa junto con la de algún cantón suizo. Pero no es así, sino más bien lo contrario”.

No sabemos si Ruiz Soroa ha leído mucho o su situación es más parecida al común de los mortales. Lo que sí preocupa es que al parecer, la lectura por parte de Ruiz Soroa no ha sido muy profunda, pues John Adams dice lo que dice sobre el sistema Constitucional de Bizkaia no en un libro de viajes, ni en un catálogo de touroperadores, sino en nada menos que un tratado de Derecho Político, que es también un tratado de Derecho Constitucional comparado. Este trabajo se llama “A defence of the constitutions of the united states of america”, que puede leer online en el enlace anterior. El objetivo de este tratado era el de fundamentar la razón de los principios sobre los que debía asentarse el constitucionalismo de los Estados Unidos observando, comparando, criticando y alabando las diferentes Constituciones que analizaba. Ruíz Soroa, en una grave omisión, obvia la sistemática que utiliza John Adams para clasificar los regímenes políticos de Europa, pues John Adams, desde el propio índice de su tratado (podéis verlo en enlace) establece una clasificación entre los regimenes a considerar, que es la siguiente:

  • Republicas Democráticas: St Marino, Vizcaya, Los Grisones, Las Provincias Unidas de los Países Bajos, Suiza, Appenzel, Underwald, Gladis, Zug, Uri, Switz,
  • Republicas Aristocráticas: Berna, Friburgo, Soleure, Lucerna, Zurcí, Schaffhause, Mulhouse- Biene, St Gall, Lucca-Genova, Venecia, Las Provincias Unidas de los Países Bajos.
  • Republicas Monarquicas: Inglaterra y Polonia.
  • Antiguas formas de gobierno: Roma, Grecia, Cartago, etc.

Según el irregular razonamiento de Ruiz Soroa, John Adams habría tenido que incluir a Bizkaia entre las “republicas aristocráticas”, cosa que sí hizo con algunos cantones suizos y Venecia. Y sin embargo, la incluye entre las “republicas democráticas”, en un segundo lugar, después de San Marino, que presume de ser la republica más antigua de Europa. Bizkaia es además la segunda república democrática a la que más espacio dedica en su tratado, más que a cualquier cantón suizo. Queda demostrado, por lo tanto, que la cita de Ruíz Soroa no sólo no es correcta, sino intencionadamente equivocada: John Adams clasifica a Bizkaia como “democrática”.

Lo cierto es que en la amplia lectura que se autopresupone Ruiz Soroa esconde entender lo que él quiere y no lo que el escritor realmente ha dicho y el carácter jactancioso de su acusación y la forma que Ruíz Soroa cae en ella demuestra que no teme a traspasar los más mínimos principios de la honestidad intelectual. Y otra prueba de la persistencia de Ruiz Soroa en este tipo de falseamiento la encontramos cuando dice:

“Americans, beware”, les dice en su carta cuando describe cómo unos pocos, unos poquísimos, se han apoderado de lo que “bajo la apariencia de una democracia liberal, es en realidad una reducida aristocracia” (“contracted aristocracy”).

Lo cierto es que detrás de la mutilación que emplea Ruíz Soroa, la cita literal de John Adams es la siguiente:

Podemos ver como la gente por ella misma ha instaurado mediante ley una aristocracia reducida, bajo la apariencia de una democracia liberal, Americanos tened cuidado!”.

El problema es que no son “unos pocos” “los que se han apoderado” del poder, como dice Ruíz Soroa, es que, como dicen las palabras exactas de John Adams, la “gente” de Vizcaya “ha instaurado mediante ley” un sistema en el que sólo determinados nobles son sujetos elegibles para cargo político. John Adams, como escritor de un libro de Constitucionalismo comparado, y buscando ejemplos para su tierra, ve un peligro aquí para la naciente democracia americana, el de la limitación de las personas elegibles para los cargos, por parte del mismo pueblo. Pero no por ello niega el hecho democrático de Bizkaia, que se basa en el consentimiento y la costumbre, los dos pilares que el historiador Paul Johnson atribuye también para el sistema inglés de libertades. Son los electores de Bizkaia los que deciden y consienten mediante ley la naturaleza de las personas que tienen que elegir. Pero el pueblo vizcaino no es un sujeto pasivo ante la conculcación de sus leyes. Cuando los diputados elegidos, o cualquier poder extraño, tratan de imponer pretensiones arbitrarias o ajenas a los intereses de los vizcainos, estos se alzan prestos en armas. Por ello dice John Adams en su carta:

“En 1632,  realmente, la corte trato de imponer el impuesto sobre la sal: Los habitantes de Bilbao se levantaron en armas, y masacraron todos los oficiales encargados de recoger la sal. Tres mil soldados marcharon para castigar la rebelión: Ellos lucharon, y les vencieron completamente, tirando la mayoría de ellos al mar, lo cual los  disuadió de perseguir el plan de los impuestos; y desde entonces el rey no ha tenido ningún oficial de ningún tipo en el territorio, excepto su corregidor”.

Lo cierto es que los hechos históricos no ocurrieron así. Pero esos hechos muestran la capacidad de veto que tenía el pueblo de Bizkaia frente a imposiciones extrañas y propias, no dudando en usar la fuerza para rectificar las decisiones perjudiciales y contrarias al gobierno de la República. John Adams, en todo caso, refleja la conciencia de los vizcainos y la implicación de estos en la defensa de sus leyes y sus prerrogativas, que llegaba hasta causar la muerte de los diputados electos que no observarán la voluntad de sus electores.

Yendo ya más allá de las palabras de John Adams, Ruíz Soroa plantea consideraciones acerca del sistema de representación de Bizkaia. Muestra así una tendencia a trasladar al día de hoy, y con la perspectiva de hoy unas formas de gobierno que respondían a una sociedad preindustrial. Mientras que el constitucionalismo de los territorios históricos se asentaba sobre un federalismo de raíz local, el sistema democrático español más estable, el instaurado en 1876, constituía la democracia corrupta y de pucherazo de Canovas–Sagasta, sin control y directamente dependiente del poder de la Monarquía y de los Prelados, aun en esa fecha. Mientras que en Bizkaia la separación entre Iglesia-Estado era efectiva y los electos tenían que responder directamente a los electores de sus circunscripciones en una época muy anterior. La comparación de un sistema democrático actual con uno del siglo XVIII dice bastante poco del analista, de la misma forma que si comparáramos una Constitución con un sistema censitario, con esclavos privados de derechos, sin voto femenino, etc. con una Constitución del siglo XXI.

Realmente, lo que no quiere oír Ruíz Soroa de las palabras de Adams es su comparación con el entorno, una comparación que Azkuna en su estatua se ha encargado hábilmente de omitir para no ofender y no sembrar polémica. y que decía así:

“Mientras sus vecinos han resignado desde hace mucho tiempo sus pretensiones en las manos de reyes y curas, esta gente extraordinaria ha preservado su antigua lengua, genio, leyes, gobierno, y maneras, sin innovación, mucho más que cualquier otra nación en Europa. ”

Esto es lo que molesta profundamente a Ruiz Soroa y a sus compañeros de pedagogía ciudadana, que se cite al Reino de España como ejemplo de absolutismo abyecto de déspotas, inquisidores y señoritos con derecho de pernada e frente a la libertad de Bizkaia. Una contraprueba palpable de que no es ejemplo español quien trae la democracia sino todo lo contrario, un Reino que se levantó un día bajo el grito de “¡Vivan las cadenas!”. El que creo la Inquisición española o Tribunal del Santo Oficio de la Inquisición, institución fundada en 1478 por los Reyes Católicos supuestamente para mantener la ortodoxia católica en sus reinos, que actuaba bajo el control directo de la monarquía y no se abolió definitivamente hasta 1834, durante el reinado de Isabel II y muchos años después de la visita de Adams. Porque no hay más ciego que el que no quiere ver, ni más sordo que el que no quiere oír.

Sudan del Sur : El reto de la unidad

http://www.nationalia.cat/ca/noticies/884http://www.bbc.co.uk/news/world-africa-12115013

Que el nuevo Estado del Sudán del Sur es un país ampliamente pluriètnico no tendría que ser ninguna sorpresa. No sólo sigue la pauta de diversidad étnica, religiosa y lingüística de la gran mayoría de países africanos, sino que es un ejemplo paradigmático. Aun así, en el relato de la emancipación del sur, a menudo hemos visto cómo se despachaba esta cuestión afirmando simplemente que el sur del Sudán lo forman una miríada de pueblos mayoritariamente cristianos o animistas, por contraposición a un norte de mayoría musulmana.

Dominio dinka

De todas las etnias que conforman el mapa sur-sudanés, la dinka es la mayoritaria -alrededor del 11% de la población, según este gráfico de BBC- y la que históricamente ha sido dominante desde el punto de vista político y armado. El Movimiento por la Liberación del Pueblo Sudanés (SPLM, Sudán People’s Liberation Movement), responsable de dirigir el proceso político desde el final de la guerra, en 2005, tiene una mayoría de dirigentes dinkas, como es el caso del actual presidente del Gobierno autónomo del Sudán del Sur, Salva Kiir, y su antecedente, John Garang, quién fue también fundador del brazo armado del movimiento sudista, el SPLA.

El segundo grupo más numeroso es formado por los nuers -alrededor del 5% de la población- y también este ha tenido un papel destacado en la vida política del sur, con presencia tanto a la SPLA como la SPLM. Finalmente, junto a dinkas y nuers, el grupo que más ha participado a la vía independentista es el xiluk (3%).

Pero el hecho de estar posicionados al mismo bando en el conflicto con el norte no implica necesariamente que sus relaciones sean fáciles. De hecho, dinkas y nuers se enfrentaron entre los años 1991 y 1999 en una conflicto civil dentro de la propia guerra norte-sur.

Actualmente, la voluntad de convivencia se ilustra con el hecho que tanto al Gobierno del Sudán del Sur como en los Gobiernos estatales con presencia de la SPLM, ha habido a menudo representantes de estas etnias: el vicepresidente al sur es un nuer -Riek Machar- y un xiluk ocupó el lugar de ministro de exteriores del Sudán entre los años 2005 y 2007: Lam Akol.

Aun así, a pesar del reparto de poder, todavía se pueden detectar tensiones entre estas etnias, derivadas principalmente del predominio de los dinkas, tal y como ejemplificaron los enfrentamientos entre el ejército y candidatos xiluks al estado del Alto Nilo durante la campaña electoral del 2010.

Problemas al lejano oeste

En esta es la lista de algunas de las etnias más significativas y a la vez más implicadas con el proceso secesionista hay grandes carencias. La más notable es la de los azande, la tercera etnia más numerosa del nuevo país (representa en torno el 3% de la población), que se extiende más allá de las fronteras con la República Democrática del Congo y la República Centroafricana. Los azande viven en el estado de Equatoria occidental, uno de los lugares con una mayor presencia del Ejército de Resistencia del Señor (Lord’s Resistance Army, LRA) la guerrilla sectaria  ugandesa enfrentada en el Gobierno de Uganda y al SPLA.

Es precisamente la actividad de la LRA la principal fuente de preocupación de los azande. La guerrilla es responsable de un gran número de emboscadas y ataques contra los poblados de estas zonas, con el resultado de saqueos, secuestros, asesinatos y violaciones. Ante la falta de respuesta de la SPLA contra la guerrilla, el 2009 los azandes crearon sus propios grupos de defensa, los Arrow Boys (los Chicos de las Flechas), pobremente equipados con arcos y lanzas.

Algunos testigos recogidos en este reportaje a Periodismo Humano sostienen que el hecho que los cuadros del ejército sean todos dinkas explica también la desprotección a que los azandes son expuestos. A pesar de este hecho, todo parece indicar que los miembros de esta etnia dan mayoritariamente el apoyo a la independencia, entre otros causas porque Jartum podría estar armando la LRA. Pero no se puede descartar que tarde o temprano, sobre todo si continúa la inestabilidad en la zona, vuelvan los enfrentamientos étnicos contra los dinkas.

El papel de las minorías

La organización Minority Rights Group publica una entrevista con el activista sur-sudanés Paul Oleyo Longony, en la cual lamenta que algunas minorías no hayan participado al referéndum, sea por su aislamiento físico, sea por los conflictos interètnicos, sea por la exclusión política a la que se enfrentan.

Oleyo Longony, de la Boma Community Initiative, asegura que respeto la independencia las minorías sienten un “optimismo cauteloso”, aunque en la mayoría de casos “no estén bastante concienciadas” de los cambios que se acercan, entre otros cosas porque por parte de las autoridades los esfuerzos se han dedicado más a preparar el referéndum que no al proceso político que tiene que seguir. El entrevistado concluye que el acceso de los miembros de las minorías a los servicios básicos tiene que ser el primer paso en la nueva etapa.

Kiir y la unidad

Sea como fuere, durante uno de sus primeros discursos después de la victoria, el presidente Salva Kiir quiso situar la unidad por ante todo: “no tenemos que permitir nunca que los intereses individuales predominen por encima de los intereses nacionales. Las naciones las construye el pueblo a través de sacrificio, patriotismo y un objetivo común”. Para #ver como se articulan estas buenas intenciones habrá que esperar hasta el cercano 9 de julio, cuando expire oficialmente el proceso de paz y se haga efectiva la independencia del nuevo país africano.

 

Una estatua recuerda la estancia de John Adams en Bilbo

Bilbao, a 3 de febrero de 2011. Con la instalación de una escultura en honor a John Adams, Bilbao rinde homenaje perpetuo a uno de los padres fundadores de la Constitución de los Estados Unidos, quien en enero de 1780 llegó a Bilbao para conocer de cerca el sistema foral vasco. El busto de John Adams, obra de la escultora Lurdes Umerez, está situado en la confluencia de las calles Diputación y Gran Vía, junto al Palacio de la Diputación.

Se trata de una pieza de más de dos metros de altura, que consta de un busto en bronce de 85 centímetros de altura sobre una base de piedra arenisca de 1,25 metros. Como en otras creaciones anteriores de Lurdes Umerez, esta escultura en honor al segundo presidente de los Estados Unidos refleja no sólo las características físicas del representado, sino también su condición de intelectual y relevante personaje histórico.

La autora de esta nueva escultura pública de Bilbao -se ha encargado personalmente de supervisar todo el proceso de elaboración, fundición y remate final de la pieza, que se han llevado a cabo en los talleres de la empresa guipuzcoana Alfa Arte.

La visita de John Adams a Bilbao formó parte del trabajo de investigación que llevó a cabo por toda Europa para conocer las distintas formas de democracia existentes entonces en el viejo continente. Siete años después, los primeros 13 estados de la Unión dieron el visto bueno a la Constitución estadounidense, que incorporó buena parte de las aportaciones realizadas por Adams tras su periplo europeo.

La placa trilingüe (euskara, castellano e inglés) que acompaña a la escultura inaugurada hoy recoge textualmente un párrafo extraído del libro “A Defence of the Constitutions of Government of the Unites States of America”, donde Adams expresó de este modo su admiración por los vascos: “Esta gente extraordinaria ha preservado su antigua lengua, genio, leyes, gobierno y constumbres sin cambios, mucho más que cualquier otra nación de Europa”.
Cinco días en Bilbao

John Adams llegó a Bilbao por la carretera de Orduña el 15 de enero de 1780 y se alojó en una posada situada “entre una iglesia y un monasterio”. Allí se reunió con Diego de Gardoqui, regidor capitular del Ayuntamiento bilbaino por aquella entonces e hijo de la prestigiosa “Casa de Joseph de Gardoqui e hixos”, quien cuatro años más tarde se convertiría en el primer embajador de España en los Estados Unidos.

A través de la bilbaina “Joseph de Gardoqui e hixos”, España hizo llegar a los Estados Unidos 120.000 reales de a ocho en efectivo, y órdenes de pago por valor de otros 50.000. Estas monedas sirvieron para respaldar la deuda pública estadounidense y dieron origen a su propia moneda, el dólar. También se enviaron 215 cañones de bronce, 30.000 mosquetes, 30.000 bayonetas, 51.314 balas de mosquete, 300.000 libras de pólvora, 12.868 granadas, 30.000 uniformes y 4.000 tiendas de campaña, por un valor total de 946.906 reales.

Gracias a los suministros españoles, los Estados Unidos obtuvieron su gran victoria en la batalla de Saratoga, cuyo desenlace contribuyó en gran medida a decidir el resultado final de la Guerra de la Independencia norteamericana.

Durante aquellos cinco días de estancia de Adams en Bilbao, tuvo ocasión de visitar la Catedral de Santiago, el Consulado de Bilbao —la Cámara de Comercio de aquella época—, el mercado de la Plaza Vieja, los muelles junto a la Ría y varias zonas de “hermosas huertas y jardines”, en la parte exterior de la muralla de la Villa.

En una de las dos cartas enviadas por desde su posada en Bilbao, John Adams escribió lo siguiente: “Hemos tenido el placer de encontrar en el señor Gardoqui e hijos a unos amigos dispuestos a colaborar con nosotros en todos los aspectos”.

El jueves, día 20 de enero de 1780, John Adams abandonó Bilbao rumbo a la frontera francesa. Cuatro días más tarde, escribió lo siguiente: “Todos estábamos gratamente sorprendidos por el aspecto del país en Bizkaia y Gipuzkoa; las casas parecías más cómodas y mejor distribuidas en caseríos, en lugar de aparecer en pequeños pueblos de barro, con paredes enmohecidas y en ruinas. No hemos podido evitar pensar que la libertad produce efectos similares sobre la humanidad del ser humano, donde quiera que se encuentre”

Es la hora de tomar una decision con respecto a EA.

Ayer tuvo lugar un capitulo mas del esperpento al que nos tiene acostumbrada NABAI de un tiempo hacia aca y que a muchos potenciales votantes de NABAI nos hacer planternos votar a esta  candidatura solo como mal menor ante la situacion en la que se encuentra Navarra tras mas de 30 años dedesgobierno de UPN con la complicidad de los satelites de turno ( PP,CDN y ultimamente el PSN)

Como algunos ya preveiamos la Asamblea Nacional de EA iba a tomar la decision que mas daño le puede hacer a Nabai, que es la de mantenerse en la coalicion y a su vez reafirmando que mantendran sus pactos con Batasuna. Por lo tanto han respondido al reto presentado por el resto de la coalicion manteniendose en la misma posiciom en la que estaban antes del requerimiento.

Es obvio desde hace tiempo que la estrategia de EA nacional es la ser la marca blanca de Batasuna en caso de no legalización de sus lista pero ademas realizan con autentico deleite una otra labor ( no sabemos si encomendada por el Comisariado politico del MLNV o de motu  propio) como es la de barrenar NABAI desde dentro para asi hacer posible la maxima de expulsar al PNV y laminar Aralar en la medida de la que le es posible a EA

EA por ordenes de su direccion nacional y respaldada por su asamblea nacional se mantendra todo el tiempo que le sea posible o NABAI le deje saboteando el proyecto desde dentro a la espera de saber si se podra presentar Batasuna en las elecciones para optar por sabotear la campaña de la coalicion de la que son parte o salirse y ser la marca blanca de Batasuna. Y esta estrategia se llevara a cabo pese a quien pese y aunque tengan que pasar por encima de la Asamblea Territorial de EA y de sus agrupaciones locales.

Cuanto mas tarden el resto de componentes de Nabai de tomar la decision de expulsar a EA, peor sera la situacion interna y mas desorientados y desencantados se encontraran sus simpatizantes y potenciales votantes.

Por otro lado deseo suerte a los militantes de EA en Navarra ante las duras decisiones que en breve han de tomar (que puden ser la resurrecion de los fantasmas que vivieron hace 30 años)  que otras agrupaciones territoriales y locales en la CAV tuvieron que tomar hace un par de años .

La revolucion si sera televisada ( egipto)

Aqui dejo un enlace con Al Jazeera english con imagenes en directo de lo que ocurre en Egipto despues de que Mubarak haya sacado los tanques a la calle y la sede de su partido se encuentre en llamas

http://english.aljazeera.net/watch_now/

 

Pujol: La alternativa solo puede ser la indepedencia

http://www.ara.cat/politica/Pujol-expresident-independencia-viable_0_415159616.html
M.COLOMER

Barcelona | Actualizada el 25/01/2011 21:21

El expresidente de la Generalitat ha culminado hoy su particular proceso de sobiranización para acabar sentenciando que Cataluña ya sólo tiene dos opciones: O rendirse u optar por la independencia. En un editorial a la web del Centro de Estudios Jordi Pujol, considera que el nacionalismo autonomista ya no tiene argumentos para “rehusar los requerimientos que algunos sectores le hacían que se adhiriera al independentismo”.

En este sentido, considera que este nacionalismo reticente al independentismo, que ha sido “mayoritario” durante muchos años, hoy por hoy sólo puede tener argumentos “de viabilidad (no de viabilidad económica. Una Cataluña independiente es viable)”, también de “voluntad de no poner en peligro la cohesión interna catalana”. “Pero incluso este pierde pes a medida que se acentúa tanto y tanto el trato económico discriminatorio, con repercusiones sociales y humanas. Ahora no tiene argumentos políticos y cada vez menos argumentos sentimentales. O económicos”, insiste.

Si bien admite que la opción independentista es “de difícil realización”, continúa que “la otra”, la que “impone España, la de los partidos españoles y de las Instituciones españolas, no es tan difícil porque equivale a rendirse. Y a aceptar la marginación y el ahogo de Cataluña. Por lo tanto, fácil. Pero es nuestro final colectivo”. “Llegado el caso, gente que nunca habría soñado de hacerlo, votaría independencia”, asevera.

Por el expresidente, el dilema que se plantea es o bien “el España que el Tribunal Constitucional ha dibujado, bajo presión descarada del PP, posición entre ambigua y por debajo mano también contraria del PSOE y el apoyo mayoritario de la opinión pública española, o la independencia”.

Y todavía más: “Mientras esperamos el día de un hipotético referéndum oficial y vinculante, los catalanes un objetivo claro sí que lo tenemos: reforzarnos internamente”. El expresidente considera que “Cataluña tiene país” y “gente con iniciativa”, a pesar de la crisis y la “hostilidad española”. “Y mientras haya país habrá futuro. Y el país irá aplicando día a día su derecho a decidir!”.

El artículo, titulado “Del Tribunal Constitucional a la independencia. Pasando por el Quebec”, Pujol reconoce que ya no le quedan argumentos para defender qué aporta en Cataluña la pertenencia en España. De hecho, considera que el argumento de la lectura positiva de la Constitución, de la España que reconoce Cataluña y le da una financiación justa mientras acepta la contribución catalana al crecimiento democrático y económico, ha “fracasado”.

“la alternativa a esto ahora ya sólo podría ser la independencia”

“Horas de ahora es ingenuo pensar que se podrá frenar el proceso de ir atornillando la Autonomía, y de hecho la identidad, el autogobierno y la economía de Cataluña con nuevas negociaciones, como pretenden todavía algunos socialistas catalanes. Si algún cambio puede tener que momento más fácil es que sea para mal que para bien”, avisa. Por lo tanto, concluye que “la alternativa a esto ahora ya sólo podría ser la independencia”.

Para Pujol, ni tanto sólo es planteable a estas alturas la fórmula federal del Quebec y el Canadá, que hubiera tenido más aceptación que la independencia, en Cataluña. “En todo caso entre la independencia y ser el Québec español mucha gente votaría esto segundo. Pero podría muy bien ser que por España el estatus del Québec sea tan intolerable como la independencia”, argumenta.

Y todavía más: “Mientras esperamos el día de un hipotético referéndum oficial y vinculante, los catalanes un objetivo claro sí que lo tenemos: reforzarnos internamente”. El expresidente considera que “Cataluña tiene país” y “gente con iniciativa”, a pesar de la crisis y la “hostilidad española”. “Y mientras haya país habrá futuro. Y el país irá aplicando día a día su derecho a decidir!”, concluye.

Se estrena con una elevada participación la primera consulta sobre la autodeterminación del Tirol del Sur

Los organizadores de la votación a Ahrntal, que durará hasta noviembre, aspiran a superar el 50% de afluencia y consideran que la iniciativa marca “el inicio de una larga batalla democrática” · El CIEMEN envía un observador a la consulta y explica el Tirol del Sur cuál ha sido el desarrollo de los referendos populares en Cataluña · Avanza la movilización política para conseguir la doble ciudadanía austríaca-italiana para los sur-tiroleses que la deseen

El municipio de Ahrntal, en el Tirol del Sur, comenzó el sábado su consulta sobre la autodeterminación, la primera que se hace en este territorio alpino. El proceso, que se alargará hasta el mes de noviembre, se hizo en uno de los núcleos de población de este municipio, Sankt Johann. Desde Cataluña acudió como conferenciante y observador el miembro del CIEMEN Quim Arrufat, quien explicó a los sur-tiroleses la experiencia de las consultas a los más de 500 municipios catalanes que, hasta ahora, han hecho una.

Según Arrufat, la participación en Ahrntal fue elevada, posiblemente alrededor de 300 personas, cifra que permitió los organizadores, del partido Libertad Sur-tirolesa (Süd-Tirol Freiheit, STF) de augurar que, al final de la consulta, la participación se situará por encima del 50%. Las votaciones se realizarán a cada núcleo de población de Ahrntal durante algunos sábados por la tarde y la noche, siempre siguiendo el mismo modelo: se pronunciará una conferencia y los vecinos del pueblo podrán votar. No se hará el recuento de las papeletas hasta el mes de noviembre, aunque se calcula que, como ocurre en las votaciones catalanas, el “sí” conseguirá una victoria brillante.

El inicio de la consulta popular de Ahrntal ha tenido impacto en los medios de comunicación sur-tiroleses. El diario Alto Adige, que se edita en italiano, se ha hecho eco de la intervención de Arrufat y también de las palabras de la líder de la STF, Eva Klotz, para quien la votación de Ahrntal “es tan sólo el inicio de una larga batalla democrática por la conquista de la autodeterminación “. También ha hablado, a su informativo local, la RAI sur-tirolesa.

El STF, también por la doble ciudadanía

La semana pasada el principal partido del Tirol del Sur, el autonomista Partido Popular (Südtiroler Volkspartei, SVP) consideraba que las consultas no eran la prioridad del país y que ahora mismo había cosas “más importantes” que hacer. Entre ellas, la SVP decía que había que apostar por conseguir la doble ciudadanía italiana-austriaca para todos los sur-tiroleses. A estos fin de semana, el presidente del Tirol del Sur, Luis Durnwalder (SVP), se ha reunido con el ministro de Asuntos Exteriores austríaco, Michael Spindelegger, para analizar la cuestión. El STF, por su parte, también es partidaria de la doble ciudadanía, y ha iniciado una campaña de recogida de firmas para reclamar al Parlamento de Austria que apruebe las modificaciones legales necesarias para que cualquier sur-tirolés que lo quiera pueda conseguir la nacionalidad austriaca.